lunes, 16 de junio de 2014

Pon un microsello (discográfico) en tu vida (L)


Editado por Trabuc Records solo tenemos un disco en casa, es el Amor Et Sourires de Concentration Summer Camps. El grupo había editado un single con Discos Humeantes que nos gustó mucho, y a esta última discográfica le pedimos el mencionado Mini-LP. Cuando llegó a casa y miré la contraportada me enteré de que existía el sello que está hoy con nosotros.
Mas o menos, esto habrá sucedido en la segunda mitad de 2010, y no recuerdo si en aquel momento me puse a investigar que más cosas habían editado. De cualquier forma, si lo hice, me imagino que se me habrá quedado cara de tonto, porque hace cuatro años estoy seguro de que no conocía a ninguno de los grupos editados por Trabuc.
Ahora, que mi curiosidad por el punk y el metal más agresivo va otra vez en aumento, como cuando era joven, reviso las sesenta referencias que llevan a cuestas y miro unas cuantas con desconsuelo, y todas con curiosidad, esto último me es innato. Entre las primeras, las dos que han protagonizado los enormes Looking For An Answer, que he descubierto hace poco. Una de ellas es un EP compartido con Zanussi, que si conocía de su paso por Ozono Kids y tiene una pinta muy buena. También están los dos discos de Derrota, a los que conocí por Guerra Civil y que veo ahora que antes publicaron Asko Infinito, y el EP compartido entre Maniac y Tempesta, que el Black Legion de los primeros ya arrasó nuestra casa hace cosa de un año.
Ahora mismo, un poco al azar y otro poco por el interés que siempre he tenido por la vida de este hombre, me he puesto el Whole Mistery de Pol Pot,  y otra vez me toca cambiar una de las canciones que acompañan a esta conversación, ustedes no se pueden quedar sin escuchar esto.
Sin más preámbulos, solo me queda dejarles con Eduard, el hombre que empuña el arma, y que nos ha dejado unas generosas respuestas sin desperdicio. Un auténtico placer tenerlo por aquí y como siempre, nuestro más sincero agradecimiento por dedicarnos su tiempo.
Lean y apasiónense con Trabuc Records.

Cuéntanos un recuerdo musical de la infancia o adolescencia.
Un recuerdo musical de infancia fueron los 3 años que fui al conservatorio de música de Carcaixent. Hice 2 años de preparatorio porque repetí, el primer año elegí como instrumento el piano porque a mi madre le encantaba, el segundo elegí la guitarra porque era lo que yo quería. El tercer año fui varios meses a clase y lo dejé, no sin su consiguiente trauma familiar, pero es que yo me aburría como ostra allí, había mucha gente en la clase e iba todo muy lento, yo lo que quería era tocar YA!!

¿Cuál fue el primer disco que compraste?
La primera vez que compré música por mí mismo y con mi “propio dinero” (las estrenas de navidad) fueron 3 cassettes originales en la famosa y desaparecida “Pirámide Musical” del Corte Inglés de Nuevo Centro en Valencia, un día que mis padres me llevaron allí. Era en 1990 y yo tenía 11 años. Me compré el “Back On Black” de ACDC, el “State Of Euphoria” y el “Attack Of The Killer B’s” de ANTRHAX. Me los compré casi sin saber lo que iba a encontrarme dentro. Ese año conocí lo que era el “heavy metal” por el hermano de un compañero de clase, al ir a su casa y quedarme fascinado por los posters que cubrían todas las paredes de la habitación de su hermano mayor, ACDC y ANTHRAX eran nombres que me sonaban de haberlos visto en esas paredes, junto con (sobretodo) IRON MAIDEN y su famosa “mascota” Eddie. Había algo que me atraía profundamente de todo ese rollo que desconocía hasta ese momento, era diferente, era agresivo, misterioso, desafiante, no era “lo normal”, y me impresionaron mucho todas las calaveras, los cinturones de bala y las melenas tan largas! Hahaha
Los primeros vinilos ya fueron unos años más tarde, recuerdo el “No Te Muevas” de RIP, el “Fresh Fruits For Rotten Vegetables” de DEAD KENNEDY’S y el LP de APARTATE KE PISO MIERDA como los primero vinilos que me compré del dinero de mi paga semanal.

¿Qué motivaciones, influencias e inspiraciones reconoces en Trabuc Records?
Mi motivación principal fue la inquietud y la necesidad de “hacer algo aparte de estudiar o trabajar” después de haber dejado la militancia en varias organizaciones/colectivos en los que estaba involucrado; en ese momento vivía en una okupa en Holanda y veía que era un proyecto que combinaba diferentes aspectos que me atraían y con el cual podía expresarme política o artísticamente; también me atrajo la idea que era un proyecto que podría hacer yo solo, sin depender de una asamblea o un grupo de gente como todos los proyectos en los que había estado involucrado hasta el momento.
Vinilos relucientes.
Mis influencias e inspiraciones han sido un montón de bandas y estilos musicales desde el punk hasta el metal con todo lo que hay dentro y todas sus subetiquetas, la afinidad personal con los miembros de la mayoría de bandas que edito, el movimiento okupa, las giras europeas DIY, los colectivos de bandas/centros sociales, sobre todo al principio, en Holanda, toda la gente que conocí que tocaban en bandas de hcpunk o crust o grind o gente que montaba conciertos cada semana o hacía fanzines, etc, fueron unos años muy intensos de vivir la escena muy desde dentro y empaparme de todo lo que se movía. Me llamaba mucho la atención el rollo de las bandas de gira, en mi casa dormían muchas bandas y me flipaba mucho el concepto ese de ir de ciudad en ciudad tocando, conociendo proyectos, creando red, me daba la sensación que era una manera de vivir como una especie de juglares o piratas en el mundo actual, surcando los mares de asfalto para llegar al próximo puerto, la inmediatez, el vivir el día a día, y disfrútarlos como si fueran los últimos, etc. Después de un par de años de empezar con el sello me lié y saqué un préstamo para una furgoneta con la que poder hacer giras, hehehe.

¿Qué te impulsó a crear un sello discográfico tal y como están las cosas? ¿Han cambiado mucho desde 2003?
Creo que esta pregunta ser responde con lo que ya he contado arriba, el hecho de querer “hacer algo” pero que no fuera participar en ninguna organización o colectivo político y tampoco tocar en ninguna banda, pero que pudiera combinar aspectos de ambas cosas.
Desde el 2003 hasta ahora han cambiado muchas cosas, he cambiado yo, ha cambiado la “escena” o escenas, ha cambiado el mundo. En lo referente al sello en concreto, pues también ha cambiado mucho, empecé con una distri que cabía en una caja de naranjas en mi habitación en Utrecht que conseguí reunir a base de hacer pequeños pedidos a varios sellos holandeses y alemanes y pillar material a bandas que estaban de gira a, más de 10 años después, tener 60 ediciones con TRABUC RECORDS más 4 con RAW WAR TAPES, ocupar una habitación de unos 20-25 metros cuadrados y convertirse en mi dedicación diaria completa. Eso a nivel logístico. A otros niveles pues al principio era todo nuevo, desconocido y excitante; ahora ya he encontrado ciertos estándares o una cierta sistematización con lo que hago, así que ahora en vez de disfrutar de la novedad disfruto haciendo exactamente lo que quiero y cómo lo quiero, sin llevarme tantas sorpresas ni haciendo tantas cagadas.

¿A qué clase de persona se le ocurre crearlo?
No sé, el YO de cuando empecé te diría que se lo ocurrió a alguien con muchas ganas de hacer algo que mezclara música, compromiso, viajar, política, etc. Necesitaba expandir, se me quedaba todo pequeño a mi alrededor.
El YO de ahora te dirá que se le ocurre hacer algo así a una persona en el fondo un poco asocial que prefiere tomarse una birra delante del ordenador mientras pincha discos y hace paquetes en vez de estar en la barra de algún bar aguantando a la gente de alrededor.



¿Por qué se llama Trabuc Records?
Porque es un arma que me gusta, es un arma “antigua” que me recuerda a los piratas o a los “bandolers” o “roders” como se llaman en mi tierra. Armas que usaba gente que vivía al margen de la sociedad, errantes, buscavidas, con la que se defendían de las tropas del rey o del marqués o del señorito de turno.

¿Cuántas horas de trabajo le echas al sello semanalmente?
Bueno, el sello y la distribuidora son a lo que dedico casi todo mi tiempo. A esto y a cocinar y hacer un poco de deporte. A penas no salgo más que para ir a algún concierto, así que no sé, haz un cálculo, hehehe.

¿Te reporta algún beneficio económico?
Desde hace un año y pocos meses es mi único sustento de vida, desde que me echaron de mi último trabajo para contratar gente de prácticas con salario esclavista.
Intenté motivarme y concienciarme de que podía encontrar otro trabajo pero la verdad es que ganas ninguna (y viendo como están las cosas tampoco es que la realidad me motivara mucho) A parte, cuando he tenido que trabajar a tiempo completo, la distri y el sello se han convertido más en una carga y en un problema que en un pasatiempos entretenido, sin tiempo ni motivación para meterle caña.
Así que me endeudé un poquito, me curre una web nueva y un poco de “presencia” en internet que lo tenía algo abandonado (Bandcamp, Facebook, etc), le metí un montón de horas y decidí que no quería dejar de lado este proyecto que yo había creado con toda mi ilusión y mi sacrificio a cambio de un salario de mierda en cualquier empresa de mierda bajo las órdenes de cualquier jefe mediocre de mierda.

La cueva del tesoro
¿Cuáles son las satisfacciones que da?
Independencia, esa es la mayor satisfacción. Autonomía para poder organizar mi tiempo y mis recursos económicos. Libertad para elegir en qué quiero invertir mis energías y motivación. Pagar mis facturas con mi propio esfuerzo y sin tener que besar los pies de nadie cada día por la mañana. La posibilidad de crear vínculos con otras personas de perfil parecido con bastante facilidad (esa sensación de “escena”), el conocer a más y más bandas y retroalimentar mi pasión por la música y la cultura en general, ampliar mi colección de vinilos con más facilidad que si fuera sólo “consumidor”; la posibilidad de conocer el mundo en general a través de la música, de la gente que hace esa música posible ya sea con bandas o sellos o montando conciertos; ayudar a amig@s que tocan en bandas a editar sus discos o sea, ser una herramienta para que otras personas den salida a su creatividad o alimentando la curiosidad y la pasión de otras personas vendiéndoles discos que buscaban, o ser una forma decirle al mundo que se vaya a la mierda a gritos…

¿Has sufrido decepciones?
Si, algunas, pero eso es inherente a la vida y de alguna manera nos hace aprender y evolucionar. Me he decepcionado yo mismo muchas veces, otras lo han hecho personas de mi alrededor, o gente que no conocía de nada pero que por alguna razón me influyó personalmente. Para mí lo importante de las decepciones es no dejar que te hundan y aprender de ellas.

¿Te gustaría ganarte la vida con esto?
Si, de hecho ya lo hago, pero de manera muy precaria. Si no me gustaba ser un trabajador precario para otras personas o empresas tampoco me gusta ser un trabajador precario auto-empleado. Me gustaría poder afrontar el futuro con algunas garantías y un poco más de seguridad, aunque sea el futuro inmediato, pero bueno, la solución ahora mismo tampoco es dar todo de alta como un “negocio legal”, porque es totalmente inviable. Pero si que me gustaría poder ir un poco más desahogado y afrontar las próximas ediciones sin deudas.



¿Qué tiene la música para ti, para que le dediques tu esfuerzo, tu tiempo?
Para mí siempre ha sido una herramienta, un canal, algo que usamos para conseguir otras cosas. Hay mucha gente que la usa sólo para divertirse, otra gente la usa como instrumento de expresión artística o creativa, o como forma de lucha política o de expresión de ideas. O simplemente para ganarse la vida. Yo creo que lo que más me atrae de la música es que puede ser todo eso a la vez.

¿Te gustaría que la repercusión del sello fuese mayor, o estás más cómodo así?
Sí, claro que me gustaría que tuviese más repercusión, pero dentro de los mismos parámetros en los que me muevo ahora. Me encantaría que mis ediciones se agotasen y que tuviera que reeditar a los pocos meses, me gustaría servir 15 pedidos a la semana en vez de 4, me gustaría poder ofrecer discos más baratos al mover más cantidades, y tener en stock discos que ahora mismo no puedo tener, pero no me gustaría que para hacer eso cambiara el espíritu del sello, ni el mensaje, ni los estilos musicales que edito, ni la forma de trabajar.
No esperéis ver entrevistas ni publicidad en esperpentos tipo la Vice o el Mondo Sonoro, esa no es la repercusión que busco. Por mi se pueden ir a la mierda. Muerte al lado indi de la industria, nosotros seguiremos en el lado oscuro.

Plaga de cassettes
Como consumidores de música, ¿cuál es el formato físico que más te llena? Por ahora casi todas las ediciones del sello han sido en vinilo, ¿ya en 2003 tenías claro que preferías no editar cd's?, ¿hasta qué punto el formato es importante para ti?
Vinilo sí o sí. Así es como se oye la música, al menos la música de verdad. Y en cassette también. El CD fue la gran estafa de la patética industria musical a mediados de los 80/principios de los 90 para multiplicar sus beneficios. Pero la naturaleza digital del formato ya apuntaba a una pronta fecha de caducidad con la implantación y la dimensión que tiene internet. A los hechos me remito. Apenas se venden ya CD’s, hay quien compra archivos por internet en forma de mp3 o mp4 lo que vayan a sacar nuevo y dice que compra música. Sin portada, sin letras, sin nada, un fichero que básicamente son ceros y unos de algún código que los mortales comunes no conocemos y que viaja por un cable hasta sus aparatitos de bolsillo. No es mi concepto de “consumir” música.

Cuéntanos cosas de Raw War Tapes, ¿cómo surgió la idea?, ¿por qué no usar el mismo nombre de Trabuc?, o lo que tengas ganas de contar.
Pues la verdad es que hubo varias ocasiones en las que estuve a punto de dejar el sello, otras en las que pensaba en cerrar y empezar de nuevo con otro nombre, algo que me diera un empuje y me motivara en momentos difíciles. Al final pensaba que era una lástima “perder” algo que me había costado varios años construir, así que decidí crear otro proyecto que se diferenciara de alguna manera de TRABUC RECORDS, pero que pudiesen ir en paralelo. Tenía varias proposiciones e ideas para editar demos en cinta y darle salida a mi vena más metalera. Con TRABUC ya había editado un par de demos, la de YAKUZA HORROR y la de TEMPESTA, a parte de la demo de una banda en la que tocaba que se llamaba MUERTE A LA MUERTE (pero que la editamos los 4 miembros de la banda a título personal, sin sellos ni logotipos ni nada) y perfectamente hubiera podido continuar editando demos y vinilos tanto de punk como de metal juntos bajo TRABUC RECORDS sin problema, pero me apetecía diferenciar un poco los 2 proyectos y dejar RAW WAR TAPES para ediciones en cinta de metal crudo.

Alguna grabación editada a la que le tengas especial cariño.
Pues sobre todo las del principio porque era todo nuevo para mí, estaba fascinado y emocionadísimo con cada edición nueva, incluso un poco abrumado, porque no tenía ni idea de nada y tenía que ir aprendiendo sobre la marcha, con el EP de MIHOEN casi me dejo la vida, 1000 copias hechas a mano por la banda y yo mismo, con doble serigrafía, pegado manual de libreto, doblado, cortado, etc etc, fue una puta locura, encima fue el último año de vivir en Holanda, que en realidad estuve viviendo intermitentemente entre Valencia y Utrecht, con el caos que eso comporta; el primer LP de Holocaust In Your Head lo recuerdo con cariño por ser el primer LP que editaba y haber hecho con ellos mis primera gira con la furgoneta recién comprada. O el LP de Anti-playax por ser mi primera edición como miembro de una banda.
Creo que en este caso es el cariño de “la primera vez”, después el cariño ya lo vas racionalizando un poco.



¿Tienes alguna exclusiva para darnos?, cuéntanos algo de los planes de futuro.
Exclusivas pocas, lo siento! Lo que se puede saber lo digo en el momento en que se puede, o a través del Facebook de TRABUC o a través de mi lista de correo, y lo que no se puede saber pues eso, es secreto.
En estos momentos (finales de mayo 2014) está a punto de llegar el LP de IMPALERS, a parte ya he enviado a fábrica las ediciones de KURRAKÄ y de LOOKING FOR AN ANSWER que saldrán a principios/mediados de julio. Después le tocará el turno a el EP de SAVAGEHEADS, el EP compartido entre ARREST y DISPARO y otro EP compartido entre BLACK PANDA y AUTOMURO, a parte de un EP para SÉPTIMO CONTINENTE; y en formato LP hay planes para editar el nuevo disco de GENERACIÓN SUICIDA, el primer LP de CAPE OF BATS y la edición de debut de CRUZ. Todo esto en teoría tiene que pasar en los próximos 2-3 meses. También ha habido tanteos y conversaciones con varias bandas para futuras posibles ediciones pero por ahora nada sólido o confirmado.

Normalmente casi todas las personas que he conocido que han creado un sello andan metidos en otras actividades artísticas y relacionadas con la música. ¿Algo que contarnos?
Hasta el año pasado tocaba en TEMPESTA y en CONFUSA, y anteriormente estuve tocando en ANTI-PLAYAX, NO ESCAPE y MUERTE A LA MUERTE. Desde hace un poco más de 1 año que ya no toco en ninguna banda y por el momento no siento la necesidad ni lo hecho tanto de menos como para mirar de liar a alguien y empezar un nuevo proyecto.
A parte, casi en paralelo al sello, he estado montando conciertos y giras europeas, sobre todo entre los años 2006 y 2011; también forme parte del grupo de gente que abrimos LA RESIDENCIA en Valencia ciudad, un sitio para conciertos a las afueras, después de muchos años montando conciertos en distintos bares y okupas de la ciudad al fin encontramos un local y decidimos abrir nuestro propio espacio, pero también lo dejé hace un par de años y en la actualidad simplemente colaboro de forma puntual u organizo conciertos esporádicamente.

¿A qué sello le hacemos la siguiente entrevista?
LA HUMANIDAD ES LA PLAGA.

Puedes saber más de Trabuc Records, seguir sus novedades y comprar sus referencias aquí, y escuchar algún tema de sus referencias aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada